O hay ongi etorris y agur jaunaks o hay normalidad

ETA ya no mata, pero entre que ETA no mate y la normalidad sigue habiendo un hueco muy grande. En ese hueco, por ejemplo, cabe que el pueblo de Bermeo rinda honores a un etarra fallecido como si de un héroe o una celebridad se tratara, con aurreskus, cánticos, banderas, bengalas, txalapartas y toda la parafernalia habitual.

Desde luego podríamos calificar de muchas formas estos ceremoniales del terror, pero evidentemente de discretos no. Es como si los participantes en estos akelarres de la adoración pistolera se esforzaran todo lo posible por burlarse de la sociedad, de las víctimas y de los jueces evidenciando que esto es un homenaje a un terrorista, que están exaltando la violencia y la existencia de una banda terrorista, y que lo hacen para burlarse de sus víctimas y para humillar a los jueces y a los políticos, obligándoles a realizar un esfuerzo equivalente, en dirección al absurdo, ora negando que esto sean homenajes, ora negando que haya leyes capaces de impedirlos. Cuanto mayor es el esfuerzo de los jueces por negar la evidencia, mayor es el empeño de los proetarras por restregársela. ¿Lo seguiréis negando si ponemos danzaris? Pues ponemos danzaris. ¿Lo seguiréis negando si encendemos bengalas? Pues encendemos bengalas. Y así todos tenemos que llegar a la conclusión o de que la Justicia es una broma o de que nuestros ojos nos engañan.

X

Llegados a este punto cabría decir que algo así resultaría impensable si se tratara de homenajear a Franco, o a un terrorista del GAL, o a un maltratador, o a un asesino en serie de gays. Pero si es un etarra y hacen falta los votos de Bildu cambian por completo la vara de mentir y la toga de medir.

X

El etarra en cuestión de Bermeo, para más señas, cuenta como todo mérito durante su lamentable existencia el haber asesinado a un taxista y a un peluquero. Un taxista y un peluquero vascos, además. Luchar por el pueblo vasco y matar vascos es lo mismo en la cabeza yerma del homenajeador radical. Las familias de los asesinados y sus descendientes por lo visto no son vascos lo bastante puros, porque claramente hay que distinguir entre dos tipos de vascos, los que merecen ser asesinados y los que merecen un homenaje por matar a otros vascos. El nacionalismo vasco es todo amor a lo vasco.

X

Dicen que de estas cosas se encarga una facción de la izquierda abertzale que ya no es exactamente Bildu o la izquierda abertzale oficial. Lo cierto es que a Bildu o la izquierda abertzale oficial, aparte de que la doble militancia y el desdoblamiento son su tradición, les viene muy bien que exista esta facción de forma que los homenajes se sigan celebrando pero al mismo tiempo ellos puedan fingir un cierto distanciamiento. Tampoco con grandes dosis de fingimiento ni de distanciamiento.

X

Lo más ridículo de todo es pretender que estos homenajes son emanaciones espontáneas del pueblo y que no se basan en el odio, la denigración de las víctimas o la exaltación de los terroristas, sino en el merecido y comprensible amor  de los familiares y vecinos por el  interfecto. El problema es que de toda la gente que sale de la cárcel, o de toda la gente que se muere, sólo a los etarras que se mueren o salen de la cárcel se les montan ceremonias con bailes, cantos, banderas, bengalas y txalapartas. Debe ser que a todos los demás que se mueren en el pueblo sus familiares y vecinos no les quieren.

X

x

 

Comentarios (2)
  1. BURBUJISTA LADRILLISTA says:

    El único consuelo que nos queda es que semejante «animal» se pasó 27 años de su inútil vida en prisión y salió gracias a la chapucera defensa de la la doctrina Parot en Estrasburgo, Parece ser que no se cambió ninguna ley por tanto no había legislación con carácter retroactivo sino que se cambió la interpretación de la ley y a partir de ese momento se aplica «correctamente» siguiendo el espíritu de esa ley.

    En España tenemos que madurar y ver como un delincuente con graves delitos es condenado a 40 años y cumple esos 40 años saliendo hecho un carcamal totalmente arrepentido de lo que había hecho, En EEUU han llegado a tener 60 años a una mujer que asesinó a un bebe y pidió perdón. Para su libertad fue clave que los padres del bebe aceptaron la demanda de perdón al comprobar por ellos mismos que la asesina de su hija estaba totalmente arrepentida, incluso rezaron juntos por el alma del bebe…¡Como aquí más o menos!.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 5 Thumb down 0

  2. Alambique says:

    la que no merece admiración alguna es Elena Loquesea por insultar a Franco de forma infundada, faltando groseramente a la verdad de lo que sucedió realmente.

    ¿Te gusta? Thumb up 2 Thumb down 0

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja