¿Qué hay debajo del activismo abortista y de las batas aparentemente blancas de la OMS?

¿Creerán ustedes que la OMS es una organización apolítica dedicada tan sólo a la salud y al bienestar de la humanidad? Pues claro que no. Tedros Adhanom, director general de la Organización Mundial de la Salud, no ha podido evitar terciar en el debate sobre la decisión del Supremo de los EEUU de rechazar el aborto como una imposición nacional a todos los estados de la Unión. Y lo ha hecho en unos términos totalmente favorables al aborto, declarando que “Dada la decisión del Supremo de Estados Unidos, quiero reafirmar la posición de la OMS. Todas las mujeres deben poder decidir sobre sus cuerpos y salud. Punto y final. El aborto seguro es parte de la asistencia sanitaria”. Porque efectivamente, la defensa del aborto no es una postura personal del señor Adhanom, sino la postura oficial de la OMS.

El caso es que la OMS viene de hacer algo más que el ridículo con ocasión de la pandemia del COVID. La OMS tardó casi un año y medio en reconocer que el COVID se transmitía por aerosoles. Es por ello que durante toda la primera oleada de COVID, la más letal, la OMS no paró de desaconsejar en todo el mundo el uso de mascarillas. Las mismas mascarillas que después bajo graves sanciones se convertirían en obligatorias. Las mismas que las autoridades intentaban comprar a toda costa y a cualquier precio para los hospitales, al mismo tiempo que desaconsejaban su uso. No haga caso usted a los bulos, confíe sólo en la información oficial, la indiscutible, la que primero dice blanco y después negro. Porque está claro que en el algún momento la OMS se equivocó. Es más, está claro que si llevar mascarilla era importante el error de la OMS habrá costado cientos de miles de vidas en todo el planeta. Pues bien, ahí está el señor Tedros Adhanom, que por supuesto no dimitió ni asumió ninguna responsabilidad por el error, convertido en un activista abortista más. Para todos los niños y niñas abortados el aborto es Salud.

Merece la pena detenerse un momento en la figura de Tedros Adhanom porque la biografía de este hombre no sólo es un retrato del personaje, sino de la propia OMS.

X

Adhanom fue propuesto como candidato para liderar la OMS en el año 2016, por el gobierno dictatorial de Hailemariam Desalegne. Adhanom fue durante varios años ministro de Salud de Etiopía bajo el gobierno de Desalegne, donde tuvo que hacer frente a diversas acusaciones de haber ocultado varias epidemias de cólera durante su mandato. Más allá de esto, el actual líder de la OMS proviene del Frente de Liberación Popular de Tigray, que supuestamente financió su candidatura para ponerlo al frente de la OMS. El Frente de Liberación Popular de Tigray es un partido político de Etiopía, miembro del extinto Frente Democrático Revolucionario del Pueblo Etíope, constituido como organización guerrillera marxista-leninista cercana a las posiciones del Partido del Trabajo de Albania.

Interesa tener en cuenta todo esto cuando la OMS bendice el aborto, porque podemos pensar que la OMS son sólo unos benéficos señores con bata blanca, sin sospechar todo lo que se oculta por debajo de la bata.

Como recompensa a su nefasta y contradictoria gestión de la pandemia del COVID, en vez de ser cesado con oprobio, Adhanom ha sido reelegido para un nuevo periodo de cinco años frente a la OMS. Puede que sea una catástrofe de gestor que ha costando incontables vidas a la humanidad, pero a la hora de la verdad mantiene una relación fluida con Bill Gates, no le genera problemas a China y defiende el aborto en primera línea como el activista que más. No le vas a pedir a un cargo globalista de este tipo eficacia antes que afinidad y/o sumisión.

X

xz

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (13 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja