Los menas de Marcilla cero problemo

Los menas de Marcilla no simpatizan con el Gobierno de Navarra. El ejecutivo foral y los partidos que lo sustentan se empeñan en asegurar que no hay ningún problema con los menas de Marcilla. Que el centro de acogida es un oasis de paz dentro de la localidad. Que todo lo que se dice son mentiras de los medios, del facherío, de los sindicatos policiales y de otras gentes de mal vivir. El problema es que los propios menas de Marcilla parecen empeñados en ridiculizar constantemente el negacionismo del gobierno. Atención a la afirmación de Simón Santamaría, el ex jefe de la Policía Municipal de Pamplona, indicando que como los menores se encuentran bajo la tutela del Gobierno de Navarra se paran las denuncias.

X

x

Véase además este nuevo vídeo de supuestos menas que ayer empezó a circular por las redes sociales en el que se materializan todos los males, incluyendo la actitud de los menas, la impotencia y escasez de medios de la Policía Foral o la fuga final de la detenida. ¿A quién van a creer ustedes? ¿A sus ojos o al gobierno foral? ¿Tendrán ustedes la desfachatez de creer antes a sus ojos que al gobierno foral?

x

x

Complementariamente, circulaba también ayer otro vídeo todavía más duro, mostrando una pelea multitudinaria a las puertas de un local nocturno de Tudela. En este caso si no de menas vuelve a tratarse de pandilleros de origen inmigrante, lo que sigue siendo una faceta más del mismo problema. Porque hay un problema, salvo que alguien insista en creer antes al gobierno y a sus medios satélites que a sus ojos. Un problema que además el gobierno y los partidos que lo sustentan no pueden sino agravar. No se puede resolver un problema a la vez que se niega.

X

x

El Sindicato Profesional Policía Foral, a la par que se ha enfrentado al gobierno foral reafirmando la existencia de los problemas, ha querido subrayar también en sus diversas intervenciones que no se trata de estigmatizar globalmente a todos los menas, señalando que entre estos los hay problemáticos y también los hay  que necesitan ayuda y no son conflictivos. Efectivamente, no distinguir el grano de la paja sería injusto. Pero eso tiene dos sentidos. Igual de injusto sería considerar delincuentes a todos los menas, y tratarles a todos como tales, como considerarlos a todos angelitos y tratarlos también a todos como a tales. Por lo demás resulta evidente que existe un problema, que no puede ponerse remedio a una situación a la vez que se niega la situación, y que si persisten las causas que generan el problema el problema crece. Si un problema crece sin que el gobierno haga nada, la gente empieza a preguntarse a quién habría que votar para que hiciera algo al respecto. Se suele decir que se puede ignorar la realidad, pero no las consecuencias de ignorar la realidad. Lamentablemente esta sentencia, como un signo de los tiempos actuales, se está convirtiendo en  invitada habitual de cualquier reflexión.

X

Comentarios (1)
  1. anacleto says:

    pero habia una podemita andaluza que decia que estos eran sus niños,

    a mi me parece que se los puede llevar de Marcilla mañana mismo, (Marcilla una localidad a donde no ir)

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 8 Thumb down 0

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (11 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja