No hace falta Pegasus para espiar a los niños catalanes en el recreo

Somos sin duda un país extravagante en el que las cosas funcionan al revés, o como queramos dulcificar la evidencia de que tenemos un gobierno indigno. Sólo con un gobierno indigno se entiende que los enemigos del país estén dirigiendo el país. Sólo bajo un gobierno indigno se entiende que se indulte a unos golpìstas para poder gobernar con ellos, mientras se castiga a los responsables de los servicios de inteligencia por haberlos vigilado legalmente. Parece que la cabeza que el PSOE puede decapitar para intentar apaciguar a los golpistas y seguir ocupando el poder gracias a ellos es como mínimo la de la directora del CNI. El hembrismo de cuota es cargarse a esta mujer en vez de defenderla. De patriotismo ni hablamos. Si Pedro Sánchez fuera patriota, según propia confesión, llevaría casi dos años y medio sin dormir. El hecho es que dormir una noche más en Moncloa es sin embargo el precio a cualquier traición.

X

El caso es que no se trata sólo ya de que los golpistas castiguen a los antigolpìstas y que para ello se valgan del propio gobierno, o de que los servicios de inteligencia existan o para nada o para hacer exactamente lo que hicieron, sino de que los golpistas que ahora se rasgan las vestiduras son los más espías de todos. No ya porque ellos de forma ilegal fueran quienes se dedicaron en su momento a espiar a la oposición, sino porque de forma incluso más sutil y perversa a lo que se han dedicado es al peor de los espionajes posibles:  a espiar a los niños en el recreo para ver si hablaban en español o catalán. Para marcarlos. Para señalarlos. Para forzarles a no hablar en español. El escándalo nunca puede ser Pegasus, sino el separatismo catalán.

X

X

El problema es que aquí se ha normalizado todo lo que puedan hacer los nacionalistas. Desde el momento en que la izquierda decidió utilizar los escaños separatistas para alcanzar y mantener el poder, el separatismo goza de total impunidad. Irónicamente Puigdemont se encuentra en busca y captura por haberse fugado. Si se hubiera quedado para ser condenado como los demás le hubieran podido indultar como a los demás. Subestimaron el nivel al que podría rebajarse el PSOE para llegar a la Moncloa.

X

X

Cuando se denunció que el gobierno catalán espiaba a los niños en los patios de los colegios poco se puso el grito en el cielo. Bien es cierto que este escándalo viene de lejos. Uno no da un golpe de estado un día sin haber dado antes muchos otros pasos previos poniendo a prueba al estado y a los partidos del estado. Defender el estado es subir impuestos y gastar más de lo que se ingresa. Que nadie busque a un estatalista a la hora de hacer que los separatistas cumplan las leyes. Los que espían a los niños violentando la intimidad de los más inocentes se rasgan ahora las vestiduras, exigen comisiones de investigación y piden ceses, pero por supuesto no van a los juzgados. Tampoco es que se pueda esperar mucho de los jueces, no digamos de la Fiscalía, pero para qué correr riesgos.

X

Se han pasado por alto cuarenta mil ocasiones en las que se debería haber aplicado el 155 en Cataluña no sólo para restablecer la legalidad y el derecho de todos los catalanes, sino para impedir que la bola de nieve siguiera creciendo, para abortar los pasos que poco a poco fueron dando lugar al primer golpe de estado separatista, para cortar la progresión que nos va conduciendo ahora poco a poco al segundo, que llegará cuando Sánchez al final les tenga que negar algo o cuando haya un cambio de gobierno. Si alguien se pregunta cómo fue posible que llegáramos a la primera intentona de golpe de estado que recuerde que aquí dejamos que el separatismo espiara a los niños en los colegios para marcar a los que hablaban español. Estábamos locos si pensábamos que todo aquello se podía tolerar, que todo esto se puede tolerar, sin acabar llegando a un final catastrófico. No son los partidos golpistas los que pueden exigir responsabilidades, son ellos los que tienen que responder. O nada tiene sentido.

X

x

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja