De los Presupuestos por presos a los presos por geranios

Sin arrepentirse, sin pedir perdón, sin colaborar con la justicia, sin esclarecer los crímenes pendientes, sin cumplir toda su pena y siendo recibidos como héroes al salir de la cárceles. Este es el panorama que dibujan las alianzas de poder entre el PSOE y Bildu, las cuales permiten a unos sacar sus terroristas presos a la calle y a los otros volar un día más en el Falcon e ir aprobando los Presupuestos.

Los hechos que se van sucediendo alumbran las intenciones reales, desmienten los desmentidos y confirman las peores hipótesis. Primero se cedía al País Vasco la competencia sobre prisiones.

Paralelamente y ya desde hacía tiempo se iban acercando todos los presos de ETA al País Vasco.

A todos esos presos se les irá concediendo el tercer grado con criterios generosos, para que cada vez estén menos tiempo en la cárcel y más en su “etxea”.

Finalmente, se irá promoviendo la reducción de sus penas para poder ir soltándolos cuanto antes, por ejemplo mediante cursillos de jardinería en la cárcel.

Naturalmente no cabe sino recordar las afirmaciones de Otegui ante sus simpatizantes anunciando que Bildu apoyaría los Presupuestos de Pedro Sánchez a cambio de la liberación de los presos, o sea a cambio de todo lo anterior que vemos que va sucediendo. No está de más recordar la literalidad de las palabras de Otegui para verificar que todo encaja de una forma siniestramente precisa para confirmar que tanto el PSOE como Bildu están cumpliendo al milímetro con su parte del plan.

«Tenemos 200 presos. Y tienen que salir de la cárcel. Y si para eso hay que votar los Presupuestos, los votaremos sin ningún problema. Así de alto y claro os lo decimos».

«Si no tuviéramos 200 presos, no actuaríamos del mismo modo con este Gobierno. Les diríamos: ¿qué nos das en el ámbito social y en el nacional? Y podríamos apretar más en ese terreno. Pero tenemos esa necesidad, y ellos lo saben. Es fundamental para nosotros”.

«Con esos (en referencia a los presos con condenas más largas) la única opción que existe es cambiar la ley. Paro cambiar esa ley, nosotros tendríamos que obligar a un Gobierno como este a introducir un cambio legislativo que favorezca a los presos de ETA, con lo que todo eso quiere decir. Esa es la madre de todas las batallas».

Las palabras de Otegui no sólo encajan perfectamente con los hechos, sino que estas palabras reafirman su voluntad de excarcelar a todos los etarras incluyendo a los más sanguinarios. Para él no son terroristas, son compañeros, y para el PSOE sólo son un instrumento para conseguir el poder y mantenerse en él. Entre Bildu y el PSOE a veces cuesta decidir a fecha de hoy quién de los dos es más abyecto. En realidad se les puede conceder tal honor ex aequo y evitar perder el tiempo en semejante disquisición.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja