El pacto iceberg entre los socialistas y la izquierda abertzale

Pese a todo lo criticado los últimos días respecto al pacto presupuestario entre el PSOE y Bildu, hay quien señala no sin cierta razón que en definitiva sólo contiene asuntos menores. Por más que entre Moncloa y Bilbao decidan las televisiones que se tienen que ver en Navarra, la decisión casi es más grave por puentear al Gobierno de Navarra y la voluntad de los navarros que por el hecho en sí, ya que la ETB3 es un canal absolutamente insufrible que no hacen seguir a sus hijos ni los nacionalistas más acérrimos, siquiera como un acto de militancia infantil. Tampoco tiene mayor trascendencia que se rebaje la edad de jubilación de la Policía Foral. O sea, puede resultar discutible y hasta llamativo viniendo de la izquierda abertzale, pero no es un asunto extraordinariamente trascendental. Ni siquiera la derogación de la reforma laboral parece estar ya sobre la mesa, al menos entendida como una derogación total. Casi podría decirse que el “sí” de Bildu a los presupuestos de Sánchez es un regalo prenavideño. Lo que al menos puede verse, por supuesto.

X

Hablamos de un acuerdo iceberg entre Sánchez y Otegui porque es de temer, para poder explicar la suavidad de Bildu y la facilidad del acuerdo, que aquí hay gato encerrado. En un acuerdo iceberg hay una parte que se ve y que se traslada a la opinión pública y una parte que no se ve y que queda reservada para las partes negociadoras. Al igual que en los icebergs la parte sustancial del acuerdo puede ser la que no se ve, la que se encuentra bajo la superficie, la que los demócratas que suscriben el pacto gestionan en secreto de espaldas a las instituciones y al pueblo.

X

Es de temer que una de las condiciones de Bildu aceptadas por el PSOE, como explicitó Otegui,  sea la liberación de los presos de ETA, más o menos rápida, más o menos escalonada, más o menos disimulada, pero eficaz hasta el último extremo. Languideciendo en algún cajón podrían quedar los expedientes de los etarras que disfrutan de los placeres del trópico sin rendir cuentas a la Justicia ni a las víctimas, y sin ayudar en el esclarecimiento de las causas pendientes que siguen siendo la mayoría.

x

Otra cesión en la parte sumergida del iceberg podría ser la imposición a todos los alumnos navarros de un conocimiento mínimo del euskera. Ya existe un proyecto en este sentido que se impulsa desde el departamento de Relaciones Ciudadanas, ostentado por Geroa y dirigido por Ana Ollo. El borrador del Segundo Plan Estratégico del Euskera ha encendido las alarmas no sólo de la oposición sino de empresas y sindicatos, ya que además de la imposición escolar del euskera prevé en las relaciones con la administración lo que podríamos llamar la creación de un pasaporte lingüístico, creando tanto trabajadores como empresas de primera y de segunda, según la utilización del euskera.

X

x

Salta a la vista que de cara a un pacto presupuestario una cosa es la ETB3 que nadie ve o la jubilación anticipada de los forales, y otra muy distinta y de mucha mayor trascendencia la imposición general del euskera a todos los alumnos navarros, la liberación de los etarras o el Plan Estratégico del Euskera. Si todos estos proyectos reciben un súbito impulso y acaban saliendo adelante con el entusiasmo del PSOE a lo mejor hay que pensar que hay un pacto iceberg entre Sánchez y la izquierda abertzale, que incluye estos y cualquiera sabe que otros asuntos que nos dejen pasmados en el futuro. Pero tampoco nos parecerían llegado el caso movimientos inexplicables por completo porque habría que interpretarlos como parte de los precios ocultos del pacto presupuestario.

X

x

Comentarios (1)
  1. Pablo says:

    ¿quién va a votar al PSOE pudiendo votar al partido de la ETA?

    ¿Te gusta? Thumb up 3 Thumb down 0

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

   Dar de baja