El fenómeno Milei en Europa

Una vez más, se insiste en que, como muy bien precisase Hans-Hermann Hoppe, existen varias modalidades y grados de socialismo en el planeta. No es cuestión de ponerse ortodoxo, sino de entender que no toda sistemática de planificación centralizada se da de la misma forma. Es más, de igual forma, pueden desencadenar reacciones de hartazgo.

El pasado domingo 12 de septiembre, en Argentina, durante esos comicios electorales preliminares conocidos como las PASO, que allanan el camino para los comicios legislativos de este otoño, se puso de manifiesto un estrepitoso fracaso del kirchnerismo de Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner, que ha desembocado en una crisis interna de gobierno.

Cualquier castigo electoral al deplorable socialismo del siglo XXI, que ha intensificado en mayor medida la ruina económica y social de estos hermanos nuestros, siempre será eminentemente bienvenido. Es más, podemos emocionarnos en cierta medida ya que no todo se trató de una victoria de ese progre-socialismo más light, que ya en su momento, con Mauricio Macri, supuso una inútil pérdida de tiempo.

En la ciudad de Buenos Aires, la tercera candidatura electora más votada, con más de una decena de puntos computados, fue la del mediático economista Javier Milei, que se considera como libertario y ha hecho varias intervenciones en medios a modo de denuncia del lastre del intervencionismo económico que sufre el país (séptima economía más estrangulada del continente según The Heritage Foundation).

Además, es contrario al aborto y suele poner fuera de sus casillas a las hordas progres, pese a no tener un perfil de estándares más “paleo” o tradicionalistas similares a los de Thomas E. Woods, Lew Rockwell y Miguel Anxo Bastos. Esto le granjeó el apoyo de la llamada “nueva derecha” argentina, dispuesta a sumar fuerzas, aparte de valorar un perfil potente para combatir el lastre izquierdista.

Ahora bien, dado que en el resto del orbe hispánico, este fenómeno ha despertado bastante interés, creo que voy a aprovechar, de manera no destructiva, para hablar de una tendencia con cierta similitud que se está dando en Europa (aunque no sea en un sentido contextual literal). Sí, “casualmente” donde los movimientos sociales y políticos de la “dereita dura” y la contrarrevoluciónPolonia.

Un economista con varias papeletas para ser el nuevo líder natural de la derecha polaca

Ya he hablado en alguna ocasión de que la opción política polaca a considerar como más propiamente de derechas es el partido Wolnosc (“Libertad” en polaco), de índole generalmente tradicionalista-libertaria, con un relevante respaldo de los sectores monárquicos, y fervientemente defensora de la propiedad privada y la libertad de mercado. También es pro-vida y socialmente conservadora.

La formación fue fundada en enero de 2015 por el político y antiguo eurodiputado Janusz Korwin-Mikke, un tipo bastante controvertido, polémico, directo e interesante, que en alguna que otra ocasión ha sacado de sus casillas a los “progres”, al mismo tiempo que ha advertido del carácter socialista de la eurocracia y la filosofía estatalista del mainstream político polaco.

En estos momentos, está integrada en una coalición parlamentaria con tradicionalistas monárquicos y con nacionalistas identitarios que curiosamente son moderados partidarios de la libertad de mercado, la llamada Confederación Libertad e Independencia. Pero eso no quita que se hagan deliberaciones pacíficas sobre el futuro del liderazgo del partido de Korwin.

Hay algunos nombres sobre la mesa, pero sin intención de interferir en cuestiones internas, voy a hablar sobre uno en concreto: Slawomir Mentzen, el vicepresidente del partido, quien es también director del Congreso de los Negocios PolacosDoctor en Economía por la Universidad Nicolás Copérnico de Torun y fundador de una gestoría llamada Kancelaria Mentzen. Daremos más detalles en el siguiente párrafo.

Católico, conservador, antisocialista, profesional y muy carismático

En los veranos de 2020 y 2021, por libre, Mentzen ha organizado convenciones informales en las principales ciudades polacas (entre estas están Varsovia, Cracovia, Kalisz, Poznan, Lublin, Breslavia, Gdansk, Bialystok, …), tituladas, en español, “Una cerveza con Mentzen”. De hecho, en las mismas, ha promovido sus propios productos cerveceros.

Estos eventos han congregado a multitud de jóvenes polacos, aunque también hubiese asistentes de otras edades, con independencia de su vinculación militante/simpatizante al partido político en cuestión. De hecho, han servido para conectar de una manera algo más llana y distendida con un público amplio, con preocupaciones ante el lastre político, social, económico y espiritual del socialismo en sí.

También es autor de un libro titulado, en polaco, Filozofia XD, y ha hecho varios análisis, en el ámbito político así como en el profesional, sobre la situación económica de Polonia (a su vez, ha sido considerablemente crítico con la aplicación de directrices del Partido Comunista Chino en Polonia para contrarrestar la pandemia del coronavirus codificado como COVID-19).

Eso sí, las cuestiones económicas no son las únicas importantes. Mentzen es conocido como uno de los miembros más conservadores en sentido amplio de Wolnosc. Consta también que su fe católica es muy nítida y honda. De hecho, en octubre de 2020, cuando se ilegalizó el “supuesto eugenésico” de la legislación abortista, fue muy contundente contra la cultura de la muerte.

Contrarrevolución política y electoral

Aparte del liderazgo del partido en sí, se discute sobre si debería de ser presidenciable en 2025 o aspirante a Primer Ministro (vía elecciones legislativas) en 2023. Yo, personalmente, dentro de mi conocimiento sobre la arena política polaca, me voy a mojar un poco y a reconocer que sería un buen jefe del poder ejecutivo.

En cualquier caso, lo importante es que en Polonia haya bastante oportunidad para un perfil político de corte conservador-libertario, similar al de Ron DeSantis, el gobernador de Florida. Los socios polacos de Casado y Almeida se entregan cada vez más al marxismo cultural y al globalismo mientras que el partido de gobierno acaricia una vacuidad de principios mientras que, económicamente, es bastante socialista.

Comentarios (1)
  1. María Prado says:

    Interesante análisis. ¿y quien va a ser el milei español? ¿rubén Manso el de vox, iván? o mas bien está por salir a la luz… 🙂

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (10 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

   Dar de baja