El Día de la Liberación Fiscal llega en 2021 con retraso

¿Será hoy el día de la liberación fiscal? Ojalá que sí, el caso es que el año pasado la liberación fiscal se produjo el 26 de junio y ya estamos a día 30. En el mejor de los casos llevamos 4 días de retraso. Es decir, en 2021 tendremos que trabajar 4 días más que en 2020 para pagar nuestros impuestos. Y estamos a punto de acabar junio, cruzando el ecuador del año 2021, eso significa que pagar nuestros impuestos se nos lleva la mitad de nuestro sueldo, el que vemos y el que no vemos. O sea, si sumamos todos los impuestos que pagamos del salario que recibimos, más las cotizaciones que se deducen de nuestro coste laboral y ni siquiera llegamos a recibir en forma de sueldo, resulta que la mitad de nuestro trabajo y nuestro sueldo los dedicamos sólo a pagar al estado. Eso significa que la liberación fiscal llegue por estas fechas. ¿O se creía usted que había que ser rico para que el estado le cobrara la mitad de lo que gana, o lo que ganaría si no fuera por las cotizaciones e impuestos?

x

X

Que la liberación fiscal fuera el año pasado el día 26 de junio expresa no sólo lo tarde que llega la liberación fiscal, y por tanto la enorme cantidad de impuestos que estamos pagando (la liberación fiscal se calcula en base al salario medio), sino que cada año encima llega un poco más tarde. Conviene subrayar esto porque este último año ha sido para muchos españoles de muchos sectores económicos muy complicado. Y para muchos lo sigue siendo. Lejos de aflojar un poco la presión fiscal sobre los españoles para oxigenar sus pulmones económicos en un momento tan delicado, el gobierno encima nos ha impuesto un sobreesfuerzo añadido. No sólo no ha rebajado la presión fiscal, sino que la ha intensificado. Obviamente no llegará a la otra orilla la misma gente que hubiera llegado si no se le hubiera añadido ese peso extra en su cinturón fiscal lleno de plomo.

X

A lo mejor la liberación fiscal llega hoy mismo, pero ya llega tarde. Estaremos atentos a las noticias del think tank Civismo, responsable de presentar estas cuentas para concienciarnos de cuántos meses del año trabajamos para papá estado y qué parte de nuestro sueldo se están llevando nuestros políticos. Interesa acostumbrarnos a juzgar las ocurrencias de nuestro gobierno a la luz de esos datos. Más aún cuando se nos repite con cierta insistencia que los servicios públicos son “gratuitos”.

X

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

   Dar de baja