¿Por qué en Francia se puede elegir vacuna y en Navarra no?

Buenas noticias por el frente de la vacunas. Esta semana Navarra recibirá 82.000 dosis de las cuales unas 42.000 serán de Pfizer, 8.000 de Moderna y 32.000 de AstraZeneca. No es el único dato positivo. Lo mejor es que la vacunación se ha extendido ya a un amplio segmento de la población navarra al punto de que el 62% de los mayores de 12 años ya tienen al menos una dosis y el 41% de los navarros mayores de esa franja gozan de la pauta completa. Si no estamos todavía en la inmunidad de rebaño no andaremos muy lejos, falta poco y tenemos protegidos a los grupos más vulnerables, aunque no a todos. Hay personas jóvenes pero con enfermedades que multiplican su vulnerabilidad que inexplicablemente todavía no han podido vacunarse. No es lo único difícilmente explicable.

X

Hace unos días se conocía la noticia de que algunos navarros iban a Francia a ponerse la vacuna. A través de la web doctolib.fr es (o era) posible para un español concertar una cita para vacunarse en Francia, gratuitamente, eligiendo hasta la vacuna. No se ofrece este servicio en todas las localidades cercanas a la frontera pero sí en muchas de ellas. O al menos se ofrecía hasta hace unos días, cuando se divulgó la noticia.

X

X

La pregunta es por qué los franceses pueden elegir la vacuna que quieren y nosotros no. De hecho los franceses eligen entre Pfizer y Moderna, nosotros entre ninguna, y a muchas personas se les obliga a elegir entre no vacunarse y AstraZeneca, con o sin razón la vacuna “maldita”.

X

La libertad de elección no es una cuestión menor porque no todas las vacunas están mostrando la misma eficacia frente al virus. Se nos decía que la mejor vacuna era la que te ponían en vez de no ponerte ninguna, ¿pero sigue eso teniendo sentido? ¿Los mismos que nos decían que desaconsejaban las mascarillas porque no había son de los que tenemos que fiarnos cuando dicen que todas las vacunas son igual de eficaces o que lo mismo da una que otra? ¿En qué quedamos? ¿Si no son igual de eficaces cómo va a dar igual una que otra? ¿Pudiendo elegir, cuál escogerían los expertos? La cuestión no es una mera reflexión abstracta sobre la libertad, sino un asunto práctico. Si ciertas vacunas son más eficaces que otras, particularmente contra algunas cepas, ¿qué sentido tiene no priorizar ahora las mejores vacunas o dejar elegir en vez de lamentar  futuros rebrotes? Si no nos dejan elegir vacuna, ¿podemos fiarnos de la información que nos dan? ¿Nos darían la información de que una vacuna es mejor que otra si después nos están obligando a ponernos la otra?

X

x

El caso es que en Francia se puede elegir y aquí no. Aunque ya vamos disponiendo de muchas vacunas no se puede elegir. Y tampoco se deja colaborar a la sanidad privada para acelerar la vacunación. Si las cosas mejoran a pesar de lo mal que lo ha hecho casi todo el gobierno, ¿cómo podríamos estar sólo habiendo hecho las cosas un poco mejor?

x

x

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (9 votos, media: 4,78 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja