Adoctrinamiento en las actividades para los jóvenes de los ayuntamientos navarros

Hasta la redacción de NC ha llegado la inquietud de algunas personas respecto a ciertos cursos de “Ciudadanía Activa” que se están impartiendo en diversos ayuntamientos navarros. Estella, Sanguesa, Lodosa o Viana, por ejemplo.

X

Examinando la información que los propios ayuntamientos ofrecen sobre estos cursos de ciudadanía activa parece evidente que se trata de que los jóvenes de entre 14 y 18 años se apunten para ser ciudadanos activos y no ciudadanos pasivos, y que sean activos para mejorar el mundo en general y su comunidad en particular. Obviamente eso puede ser cualquier cosa, desde un sacacuartos inofensivo a una secta destructiva, pasando por un mero episodio más, casi nunca inocente, de ocio público organizado por el gobierno. Bueno, nos repetimos un poco porque lo de la secta destructiva ya lo habíamos dicho.

X

Disculpen nuestro descreimiento preventivo respecto a todo este tipo de actividades pero pensamos que para rellenar de sentido el tiempo de ocio no hace falta el gobierno ni dedicar a ello una parte de los impuestos. Por otro lado, a poco que se hayan fijado, en la información de la actividad aparece el logo de la Agenda 2030. Esto no ayuda a combatir nuestro descreimiento.

X

X

La Agenda 2030, como todo el mundo sabe, consiste en la planificación de una serie de objetivos globales determinados por la ONU. Podríamos preguntarnos quién determina a su vez los objetivos de la ONU o qué poderes representa la ONU bajo una cierta máscara de buenismo. También es verdad que la ONU a veces es un mero paraguas para justificar determinadas acciones que no son de la ONU sino del gobierno de turno. Por lo que afecta a este caso, sin embargo, para entender de qué estamos hablando basta con echar un vistazo a la web del Gobierno de España en la parte que se refiere a la Agenda 2030. Para ser precisos, la implementación de la Agenda 2030 corresponde, como se puede ver en los logotipos, a la vicepresidencia segunda del gobierno. Es decir, al señor con coleta que considera fascistas y criminales a todos los que viven a la derecha de la ETA. O a la derecha del PSOE cuando gobierna con el PSOE.

x

X

Dejando de lado nuestros prejuicios con los logos, leyendo el “Informe de progreso” de la Agenda 2030 se nos describe la situación actual señalando que “el Gobierno, junto a las comunidades autónomas, las entidades sociales y con la colaboración imprescindible de la sociedad civil y otros actores económicos y sociales, ha conformado un escudo social sin precedentes para proteger a la población, demostrando que, a diferencia de lo sucedido en 2008, una salida social más justa es posible y las instituciones públicas pueden y deben trabajar para no dejar a nadie atrás”.

X

Casi a renglón seguido se añade que “se han promovido medidas muy importantes para prevenir y luchar contra la pobreza, la desigualdad y exclusión social. Una de las primeras políticas acordadas por el nuevo Gobierno fue la subida del Salario Mínimo Interprofesional a 950 euros en el marco del diálogo social. Asimismo, en estos primeros meses de vida, el Ejecutivo impulsó y logró la aprobación de la derogación del despido por absentismo, acordó la concesión de becas de estudiantes únicamente por motivos socioeconómicos e impulsó una nueva Ley de Educación que tiene, entre otros objetivos, acabar con la segregación escolar.

X

El informe sobre el progreso de los objetivos de la Agenda 2030 en el año 2020 continúa presumiendo de que “La semana del 8 de marzo de 2020 el Gobierno presentaba el anteproyecto de la Ley Orgánica de Garantía de la Libertad Sexual, una legislación pionera a nivel mundial que busca luchar de manera decidida contra las violencias sexuales que sufren las mujeres”. Ya saben, la ley del no presunto que el CGPJ ha rechazado por poner en cuestión algo tan básico como la presunción de inocencia para la mitad de la población.

X

Hay mucho más, pero el resto se lo pueden imaginar. Bajo todas estas premisas, cuando a los jóvenes que acuden a un curso de ciudadanía activa se les anima a reflexionar sobre la disminución de las desigualdades, la igualdad de género o el fin de la pobreza, ¿es posible dudar del sesgo que va a tener el debate sobre todas estas cuestiones? ¿Y no sería posible descansar del activismo en los momentos de ocio aunque hablemos del ocio gubernamental estatalizado? ¿Qué es ahora un activista? ¿Alguien incapaz de desconectar ni un momento de la política? ¿Lo que toda la vida ha sido un fanático?

X

Volviendo al principio, cuando en una actividad juvenil organizada por el estado vemos el sello de la Agenda 2030 se confirma que nos podemos temer lo peor. Si es sólo un curso de guitarra o de danza del vientre, la pregunta es el sentido que tiene convertir el aprendizaje de la danza del vientre en servicio público esencial cuando las cuentas públicas tienen un agujero del 10%, o la finalidad de hacer la competencia a los profesores de guitarra privados. Si además no sólo se trata de tocar la guitarra sino de ponerle letra a cierta música concreta la cosa todavía es mucho peor. A los niños hay que enseñarles que no se vayan con ningún señor que les regale caramelos aunque sea del gobierno. El adoctrinamiento se ha convertido en una de las funciones esenciales del estado y una también de las que más recursos consume. Cuando la administración trata de estatalizar el ocio los hechos casi siempre justifican las peores sospechas y no parece que el caso que preocupaba a alguno de nuestros lectores sea ninguna excepción.

X

x

https://www.agenda2030.gob.es/recursos/docs/21_07_Informe_Ejecutivo_ESP.pdf

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Comentarios (1)
  1. De Navarra says:

    En el manual de A. Neuberg, Der Bewaffnete Aufstand (La Insurrección Armada) que sirvió a la formación de cuadros comunistas por la KOMINTERN (la Internacional Comunista creada por Lenin) puede leerse lo siguiente: “… Para asaltar el poder es necesaria una degradación previa, constante y progresiva del tejido social. Una ocupación creciente de pequeños puntos que vayan extendiéndose como la gangrena. El objetivo es convertir una sociedad sana, fuerte e inexpugnable en un cuerpo enfermo, cansado y sin ánimos de resistir… Entre las principales actividades legales para asaltar el poder se encuentra la infiltración de miembros del Partido en organizaciones no-partidistas con el fin de utilizarlas para ejercer influencia a favor de la subversión… Los objetivos de infiltración más importantes tendrán como destino los sindicatos, la función pública, el gobierno, el ejército, los medios de comunicación y las asociaciones civiles, científicas y religiosas. El objetivo último es poner a todos ellos al servicio de la intriga”.
    Eso por si Vds. pensaban que los actuales malgobernantes eran capaces de inventar algo; su capacidad intelectual les da, como mucho, para tirar de manual. Claro que, a los del otro lado, su capacidad les da, como mucho, para lamentarse de que el gobierno está aplicando lo descrito en el manual. Así nos va.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 6 Thumb down 0

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

   Dar de baja